sábado, 1 de diciembre de 2012

ESTRATEGIAS PARA EVITAR LA DESERCIÓN ESCOLAR

Estrategia I
Atender el progreso académico y social de los niños, con énfasis en el nivel preescolar y en forma preventiva en los grados de transición. Señala el estudio que las características del estudiante en riesgo se pueden identificar en tercer grado. Identificar a este estudiante y atenderlo adecuadamente redundará en una mayor retención.
Estrategia II

Desarrollar un ambiente escolar positivo con directores y personal efectivo capaces de brindar atención a jóvenes en riesgo. Bajo esta estrategia se le brindará atención personal al estudiante en riesgo ya que muchos estudiantes manifiestan que la falta de atención de los maestros y directores ha sido causa principal del abandono de la escuela.
Estrategia III
Establecer expectativas altas en las áreas de asistencia, aprovechamiento académico y disciplina. Se ha comprobado que al mantener una expectativa alta de las ejecutorias de los estudiantes, estos desarrollan la autoestima indispensable para el éxito académico.
El absentismo a clases sin razones justificadas se identifica como un síntoma de insatisfacción con la escuela. En el caso de los desertores, estos presentan problemas de absentismo desde los grados primarios.

Entre la alternativa que se sugiere dentro de esta estrategia está extender el horario escolar, clases los fines de semana, escuela de verano, tutorías, programas transaccionales y programas motivacionales.
Estrategia IV
Seleccionar y adiestrar maestros receptivos a las necesidades del estudiante en riesgo. Es importante que los maestros tengan la capacidad de escuchar para poder orientarlos en forma adecuada. Un punto importante que se señala en esta estrategia es la colaboración entre las universidades dedicadas a la preparación de futuros maestros. Se propone currículos de calidad y mayor rigurosidad en la aceptación de estudiantes candidatos a maestros.
Estrategia V
Proveer diversidad de programas instruccionales para el estudiante en riesgo.
Por cuanto el joven en riesgo puede tener bajo aprovechamiento, provenir de un hogar en desventaja económica y tener problemas con la justicia, es necesario el diseño de programas efectivos para que los estudiantes en riesgo ataquen dichos problemas desde diferentes puntos. Se sugiere entre otras alternativas, escuelas magnéticas, escuelas alternativas, programa para niños que dominan el ingleés, educación compensatoria, y experiencias de estudio y trabajo como un esfuerzo de reducir la deserción escolar.
Estrategia VI
Coordinar esfuerzos con los diferentes sectores públicos y privados para desarrollar programación coordinada.
El ensayo concluye haciendo una exhortación para que reflexionemos sobre el problema y cuán cerca lo tenemos.

1 comentario:

  1. Todas las personas debemos incentivar a los jóvenes y niños al estudio, ya que según Piaget la educación ayuda a formar la personalidad humana.
    Así que cada una de estas estrategias deberían ser aplicadas por todos.

    ResponderEliminar